Las empresas de turismo activo van recuperando su normalidad o avanzando hacia la nueva.

La primavera no ha sido ni de lejos la esperada ni la deseada por las empresas del sector que han visto cómo han tenido que cesar su actividad en el momento de mayor demanda. Con la desescalada, las actividades de este ámbito están permitidas y cada vez se van levantando restricciones también para una parte del turismo que tiene que compensar todas estas semanas de cierre.

Desde Experiencia Outdoor prefieren ser optimistas y mirar hacia delante poniendo toda la carne en el asador. La vuelta a la actividad ha sido buena, suficiente para disipar la incertidumbre con la que han convivido todo este tiempo. Uno de sus responsables, Alberto Coronil, ha explicado que el coronavirus les ha obligado a invertir tiempo y dinero para adaptarse a esta nueva situación aunque matiza que muchos de estos mecanismos de desinfección y otras medidas de prevención ya las llevaban a cabo en una empresa en la que entienden que para garantizar el máximo disfrute de sus clientes, lo primero es que este se sienta cómodo y seguro.

En la sintonía de Radio Comarca ha analizado la actualidad de un sector que debe convivir con las limitaciones de movilidad entre provincias. En principio, todo hace indicar que a partir del 21 de junio estarán permitidos los viajes dentro de Andalucía, lo que posibilitará un mayor flujo de turistas. El turismo activo se presenta como un gran atractivo y como la alternativa a la playa en este 2020 ya que son muchos los que van a huir de ciudades masificadas.

Por ello, desde Experiencia Outdoor invitan a apostar por la infinidad de barrancos, vías ferratas o cañones que tenemos a lo largo y ancho de Andalucía los cuales ofertan desde Ubrique.