Es aconsejable acostumbrar a los más pequeños a la realización de determinadas acciones de la vida cotidiana, para que adquieran la habilidad de desempeñar rutinas que desarrollen su sentido de la responsabilidad.

PSILOG nos da las pautas para tener éxito en la aplicación de ese proceso de aprendizaje.