La recreación Sangre y Amor en la Sierra cumplía este fin de semana su decimotercera edición con unas cifras que de nuevo hablan de un éxito inimaginable allá por el año 2007. Según las primeras estimaciones de la Policía Local, más de 12.500 personas se han dado cita este fin de semana en Grazalema adonde han llegado más de 4.000 vehículos privados y hasta 89 autobuses.

 La ambición de todos por seguir creciendo ha hecho que el día después ya hayan tenido una primera toma de contacto donde han puesto encima de la mesa los aspectos a mejorar. El alcalde, Carlos García, explicaba que, pese al éxito, desde dentro se ven los puntos que se pueden limar de cara a conseguir la excelencia.

 La ambientación ha vuelto a ser inmejorable en un fin de semana en el que solo hay que lamentar alguna incidencia menor debido al fuerte calor que ha azotado a Grazalema. Por ello, y pese a esos matices de movilidad comentados por Carlos García, la satisfacción es enorme por llevar a cabo de manera exitosa un evento de una envergadura más que considerable y que multiplica por más de 6 la población del municipio.

 Por otro lado, y en cuanto al turismo grazalemeño se refiere, Carlos García ha anunciado la celebración a final de mes de la asamblea de la región sur de la Asociación de los Pueblos más Bonitos de España. De esta forma, el último fin de semana de octubre la localidad serrana albergará un festival etnográfico con municipios procedentes de Extremadura, sur de Castilla la-Mancha, Murcia, Andalucía y Canarias.