Ciudadanos Ubrique ha votado favorablemente en las cuatro últimas cuestiones de envergadura llevadas a pleno. Una cuestión que, según su portavoz y concejal, “remarca el carácter positivo de nuestra política”. Jorge Oliva ha señalado que la pandemia sanitaria ha reforzado esta idea de apoyar todas las propuestas que contribuyan positivamente a los ubriqueños. 

Ya lo hizo la pasada semana con su apoyo a la aprobación provisional del PGOU, un aspecto que incluían en su programa electoral ya que lo consideran “un documento fundamental tanto para el presente como para el futuro de Ubrique”. Jorge Oliva ha recordado el retraso que arrastraba el PGOU y que se traduce en “más de 30 años con normas subsidiarias”.  

En cuanto al pleno ordinario de noviembre, Ciudadanos votó positivamente tanto a la exención de la tasa de veladores para los hosteleros durante todo el 2021 como a la modificación de las bases para que autónomos y pymes de la localidad, independientemente de la naturaleza de su actividad puedan optar a la ayuda de 300 euros que el Ayuntamiento puso en marcha gracias al Fondo de Emergencia Social COVID-19 del que aún restan 96.000 euros. Del mismo modo consideran beneficioso para los ubriqueños que el Ayuntamiento cree una partida presupuestaria para 2021 con la que asumir la subida de la tasa de agua y que no repercuta en la factura de los vecinos.