El Ayuntamiento de Ubrique destinará 37.000 euros a la adquisición de una mascarilla para uso doméstico e higiénico para cada habitante. Dicha cuantía se asumirá con cargo a las aportaciones proporcionales a los diferentes grupos políticos municipales.

 Isabel Gómez ha valorado el “gesto” que han tenido los políticos ubriqueños para con sus vecinos en la adquisición de estas mascarillas quirúrgicas que serán enviadas directamente a los domicilios en cuanto dispongan de ella. La edil ubriqueña apuntaba que el plazo medio es de dos semanas si bien están tratando de agilizarlo y que en unos días los ciudadanos podrían contar con este material que es diferente a las que están fabricando en el Centro Tecnológico Movex y otras empresas del municipio. Unas mascarillas que soportan hasta 300 lavados y que, por tanto, se espera que sea suficiente con estas hasta que la situación se normalice.

La alcaldesa de Ubrique ha reiterado el carácter confidencial del contenido de las Juntas de Portavoces hasta que los diferentes asuntos tratados se concreten y no es hasta ese momento en el que se pueden hacer oficiales.

 Al hilo de ello ha lamentado que el portavoz de Ciudadanos expusiera públicamente la renuncia a la asignación de su grupo político adelantándose al resto de formaciones. Isabel Gómez entiende que no es momento de sacar rédito político de esta situación ni de “apuntarse un tanto” que no le corresponde puesto que es un gesto de todos los grupos y que en ningún caso surgió de una iniciativa de la formación naranja.

 Por otro lado, la alcaldesa ha recordado la instrucción ya dada los primeros días de estado de alarma para que ningún concejal del equipo de gobierno comprometiera ningún gasto de sus delegaciones que no estuviese ya comprometido. El Ayuntamiento quiere estar preparado para sumar todos los recursos posibles para atender las dificultades de las familias y los autónomos para plantear un paquete de medidas de apoyo al tejido socioeconómico ubriqueño.

 En este sentido, Isabel Gómez ha adelantado que realizarán modificaciones presupuestarias sobre el documento aprobado en diciembre pero que irán en función de lo que otras Administraciones aporten para que puedan complementarse. Entre otras medidas, la alcaldesa ha matizado que estas modificaciones afectarán a partidas como conciertos y fiestas.

Por último ha expresado su frustración y la impotencia ya insoportable que siente ante lo que está ocurriendo en la residencia de ancianos, de donde no tiene conocimiento de nada más de lo que le puede trasladar la propia ciudadanía y los familiares de los residentes.