La Agencia Tributaria ha notificado al miembro de Ecologistas en Acción, Juan Clavero, el inicio de un expediente por supuesto contrabando de tortugas moras dentro de un proyecto que tiene como objetivo devolver a Marruecos una veintena de animales de esta especie traídas ilegalmente del país vecino.

Juan Clavero considera que esta sanción “no puede ser más inexplicable, arbitraria e injusta”, y se une a otra de 1.600€ recientemente notificada al profesor y miembro de Ecologistas en Acción, Antonio Acosta, que participa en este mismo proyecto. Ambas han sido calificadas por el portavoz del colectivo como “una puñalada trapera” cometida en un “acto de mala fe”.

Ecologistas en Acción se hizo cargo de varias tortugas moras que les cedieron personas que las habían traído ilegalmente de Marruecos. En la actualidad tiene en custodia 23 tortugas moras en El Puerto de Santa María y otras dos en El Bosque. Tras dos años de tediosas gestiones, superando todo tipo de trabas burocráticas, habían conseguido el visto bueno de la Junta y del Alto Comisariado de Aguas, Bosques y Lucha contra la Desertificación del Reino de Marruecos.

El último trámite que queda es el certificado CITES, que autoriza a trasladar especies protegidas de un país a otro, y que lo expide el Servicio Oficial de Inspección, Vigilancia y Regulación del Comercio Exterior (SOIVRE), que les comunicó, en principio, su apoyo a esta iniciativa.

Tras el informe del SEPRONA, y cuando esperaban ya la validación del último trámite se han encontrado en su lugar esta denuncia que les ha pillado por sorpresa puesto que la intención, según han contado, era devolver a su hábitat estas tortugas de manera altruista, con buena fe y con dinero de su bolsillo.

Ecologistas en Acción ha expresado su total apoyo a Juan Clavero y a Antonio Acosta, y  exige a la Agencia Tributaria el archivo del expediente sancionador. Así mismo, van a requerir al Subdelegado del Gobierno que aclare a qué es debido estos insólitos expedientes por supuesto contrabando a unos ecologistas por trabajar altruistamente en defensa de la biodiversidad y para reparar las consecuencias del contrabando de tortugas moras a través del Estrecho.

No obstante, Juan Clavero ha expresado que no cejarán en su empeño y no dejarán de lado este “bonito proyecto” para el cual ya tenían cerrados en Marruecos distintos actos con colegios implicados para darle más realce y una mayor difusión a esta iniciativa.