A falta de tan sólo unos días para que concluya oficialmente el verano, los balances en cuanto a la demanda de turismo rural se refiere han colocado a la provincia gaditana a la cabeza de Andalucía. Y si hablamos de turismo de interior, ahí es donde entra en juego la Sierra con las numerosas ofertas de sus 19 municipios. Desde la Federación de Hosteleros de Cádiz, ya se hicieron previsiones antes de la época estival que colocaban a la Sierra como destino preferente de cara al verano, debido a las condiciones meteorológicas que han sido predominantes durante junio y julio. Las previsiones se han cumplido y la demanda de turismo de interior se ha situado en un 56%.

A pesar de los malos datos relativos al desempleo en la provincia, datos que también se han reflejado en la comarca de la Sierra, el sector hostelero según Horeca, se ha incrementado en más de 2000 trabajadores gracias, entre otras cosas, a la apertura de nuevos establecimientos. La cualificación de estos trabajadores es primordial de cara a ofrecer un servicio de calidad.

En cuanto a las previsiones para lo queda de verano, Horeca cree que si no cambia el tiempo y aparecen las lluvias, las altas cotas de ocupación y demanda, se mantendrán también durante este mes.