La recuperación de la ‘Feria de Día’ viene siendo uno de los objetivos en Ubrique tanto para el equipo de gobierno como para los caseteros, feriantes y vecinos amantes de estos días en los que prima la diversión y el reencuentro con familiares y amigos. La elección de los Gigantes y Cabezudos como pregonero ha logrado fomentar y engrandecer el ambiente tanto en el propio pasacalles como en la afluencia de vecinos a la hora de almorzar en las casetas. José Manuel Fernández Rivera, concejal de Cultura y Fiestas, ha explicado que lo importante es que cada vecino goce de la libertad para hacer lo que prefiera durante estos días si bien la obligación de su delegación es la de trabajar por aquellos que se quedan en el municipio.

Fernández Rivera considera que la Feria de Ubrique es muy difícil mejorarla si bien ha asegurado que poco a poco irán incorporando actividades para ello. Además, se ha mostrado satisfecho con el programa preparado para la Caseta Municipal, la aceptación de la Ludoteca y la Sala de Lactancia y la ausencia de incidentes graves. Además, ha agradecido la labor de la Asociación de Feriantes y el esfuerzo y apuesta que hacen los caseteros por el disfrute de los demás.

La cultura y la fiesta no para en Ubrique en una fecha en la que las delegaciones que ostenta el propio José Manuel Fernández Rivera pasan por la preparación de la campaña de teatro de otoño y la Navidad. Además, dentro de la de Mantenimiento y Equipamiento Urbano, trabaja para concurrir a diferentes subvenciones que les permita acometer las intervenciones previstas.