La asociación Discubriq, como miembro de Fegadi-COCEMFE, han impulsado una nueva campaña dentro de la iniciativa ‘Con la accesibilidad por bandera’. En este caso reclaman el uso correcto de los aparcamientos reservados y la tarjeta para Personas con Movilidad reducida. 

 Desde el colectivo pretenden frenar el mal uso o uso fraudulento de estas tarjetas, así como que los vecinos ocupen irregularmente los espacios acondicionados para el estacionamiento de estas personas, lo cual supone una infracción, pero también una falta de respeto para el colectivo. 

Asimismo, se hace un llamamiento a la ciudadanía para que sepan que las tarjetas de aparcamiento son un derecho de la persona titular, no de familiares y allegados, que es un documento expedido por una administración pública y que está penado el uso fraudulento o manipulación de las mismas. 

Manolo Piñero, presidente de Discubriq, ha reconocido que en Ubrique existen determinadas zonas, sobre todo las cercanas a los supermercados o centros de salud, donde se cometen estas infracciones. Igualmente ha reclamado una plaza para personas con movilidad reducida en el entorno de Los Callejones para poder acudir a realizar diversas gestiones en los establecimientos de la zona. Un aparcamiento similar al cercano a la Plaza del Ayuntamiento donde el estacionamiento sea de un máximo de 2 horas y que permita la rotación de vehículos.