El grupo local de Ciudadanos Ubrique ha hecho balance de su primer año en el pleno municipal.

Un año complejo por lo acontecido en los últimos meses y también por el contenido y la envergadura de los temas abordados, tales como el PGOU, los presupuestos o la RPT. Jorge Oliva se ha mostrado feliz de que todas las propuestas y mociones planteadas por su partido hayan salido adelante salvo una que entienden importante para ayudar a los autónomos y pymes. 

El concejal de la formación naranja ha incidido en la importancia de la transparencia de los partidos y del destino de las asignaciones que tienen de las arcas municipales. En este sentido se ha referido a la renuncia de hasta cuatro mensualidades para la adquisición de mascarillas para todos los vecinos en un momento en el que la cohesión ha sido la nota predominante en el seno del Ayuntamiento de Ubrique. Jorge Oliva subraya que los objetivos cambiaron para todos tornándose en comunes. 

Desde Ciudadanos mantienen que es complicado hacer una valoración de la gestión del equipo de gobierno municipal en esta situaciónya que, según ellos, los Ayuntamientos han estado y están limitados en cuanto a sus competencias y, sobre todo, en sus recursos. 

De cara al futuro, Jorge Oliva se ha mostrado optimista ante el escenario de incertidumbre que se avecina para todos. En este sentido confía en que la implantación de su proyecto político, que ya es una realidad, siga ayudando a los vecinos ubriqueños.