“A ilusión no nos gana nadie”, asegura el entrenador ubriqueño Salva Villalba. Es la frase más repetida por un técnico que conoce mejor que nadie el hambre y las ganas que tienen sus jugadores de hacer historia con un segundo título nacional. El Ubrique FS pone rumbo en la tarde de este viernes a Valladolid, donde se disputa la Copa Nacional de Clubes que organiza la ANFS.

Finalmente, la capital castellanoleonesa será la sede de un torneo que en principio iba a disputarse en Elche. El cambio repentino de sede ha propiciado que los equipos hayan visto trastocados todos sus planes de viaje, e incluso dos de ellos han renunciado a su participación.

En cuanto a los componentes del equipo ubriqueño, Salva Villalba cuenta con tres caras nuevas con respecto al equipo que se proclamó campeón el año pasado en la localidad gallega de Culleredo. Álvaro Torreño y José Antonio Bohórquez ‘Chispa’ causan baja por motivos laborales, mientras que Juangra Domínguez ‘Gabi’ se encuentra disputando el playoff de ascenso a Segunda B con el Tarazona. Unas bajas sensibles que serán suplidas por Óscar Rebollo, Marcos y el joven Miguel Rubiales.

El Ubrique FS ha quedado emparejado en el grupo B con CD Horche de Guadalajara, El Colmadito de Valladolid, Yoango de Vitoria y Renedo Cundo de Valladolid. Los ubriqueños disputarán el sábado los cuatro partidos de la fase de grupos y descansan en la quinta jornada, que se disputa ya el domingo por la mañana. Los dos primeros de cada grupo acceden a las semifinales, que se disputan a las 15:00 y 16:00 horas respectivamente mientras que la final está programada para las 19:00 horas.