De nuevo un año más, y ya van 26, el pueblo de Ubrique se echó a la calle para vivir intensamente y de primera mano la Carrera Popular de las Nutrias Pantaneras. Una prueba con solera, donde los corredores foráneos no sólo vienen incitados por la dureza de la prueba y la idoneidad para preparar la temporada de cross sino que se sienten atraídos por el apoyo que reciben y el ambiente que se vive en cada uno de los algo más de 11 kilómetros de los que consta la prueba.

 Así lo han refrendado Gerardo Pérez y María Poggio, vencedores absolutos de una carrera de la que le habían hablado pero en la que nunca habían estado.

 El primero de ellos, rondeño del club Kilómetro 1, evitó la primera victoria local absoluta al imponerse en la línea de meta con un tiempo oficial de 37:30, veintiún segundos más rápido que la joven promesa ubriqueña, Eduardo Gómez. Francisco Javier Jaén finalizó tercero parando el crono en 38:04. La 26ª edición reafirmó la tendencia que se viene viviendo en los últimos años donde cada vez más corredores ubriqueños se sitúan en las primeras posiciones de la general, llegando a haber este año hasta cuatro locales en el top10 de la prueba.

 En categoría femenina la victoria fue para una debutante en esta prueba, María Poggio, quien empleó 45 minutos y 42 segundos en completar el recorrido. Segunda fue Amelia Salas, olvereña que también destaca en el mundo del mountain bike. Virginia Carrasco completaba el podio mientras que Toñi Domínguez (5ª de la general) y Mari Carmen Ramírez Vela (6ª) fueron las mejores ubriqueñas subiendo al podio además como segunda y tercera de su categoría respectivamente.