El portavoz del PP de Ubrique, Manolo Toro, ha hecho balance del curso político de 2019, un año en el que las elecciones locales del pasado mes de mayo les dejaba con la pérdida de un concejal pero como líderes de la oposición del equipo de gobierno socialista.

 En un año marcado por los diferentes procesos electorales, Ubrique ha sacado adelante dos documentos importantes como el PGOU y la RPT, en los cuales el PP no ha mostrado oposición ninguna al igual que pasó en el mes de diciembre con los presupuestos, los cuales aprobaron.

 Manolo Toro ha destacado que la intención de su equipo es hacer una oposición constructiva siempre sumando y pensando en los intereses del pueblo y sus vecinos.

Este trabajo de oposición lo compaginan con las labores de coordinación con la Junta de Andalucía, una vez se cumple un año de la llegada del PP al gobierno autonómico. El portavoz popular considera que el PSOE hacía un uso “partidista” de la institución andaluza y asegura que seguirán reclamando a la Junta grandes inversiones para convertir Ubrique en ciudad.

Por último, Manolo Toro ha señalado que las prioridades del pueblo pasan en este 2020 por solucionar los problemas de movilidad, circulación y aparcamiento sin dejar de lado otras como las inundaciones o la vivienda.