Antonio Sañudo sigue, una década después del trágico accidente de su hijo, con ‘la cruzada de un padre’. Aquella que emprendió desde el mismo momento en que conoció la muerte del joven Daniel Sañudo el 9 de enero de 2010 en un accidente debido al mal estado de la carretera que va de Algar a Prado del Rey.

 Este vecino de Algar sigue reclamando el arreglo de la carretera CA-6107, que no cuenta con las medidas de seguridad suficientes y acumula señales provisionales de obras que pasan a ser eternas.

 En la sintonía de Radio Comarca ha expresado que el objetivo que persigue con su lucha es escuchar el perdón de la Diputación de Cádiz, responsable de esta vía. Se trata, según ha contado, de una cuestión de respeto y de dignidad.

Antonio Sañudo sabe que nada de lo que haga le devolverá la vida a su hijo pero que sigue adelante para que ningún inocente pierda más la vida en una zona en la que se han producido 3 accidentes en el último mes. Por ello ha pedido a los diferentes gobiernos de ámbito municipal, provincial, autonómico y nacional que pongan remedio al estado de las carreteras en el medio rural mejorando las condiciones de las mismas y llevando un control sobre ellas.

Como cada año, Antonio Sañudo organiza una caminata en torno al 9 de enero en la que realiza todas estas reivindicaciones lanzando globos de helio al cielo para recordar la figura de su hijo, Daniel Sañudo. En este 2020, la caminata tendrá lugar el domingo día 12 a partir de las 11:30 horas con salida desde la Plaza Rafael Alberti de Algar.